BIOLOGÍA - GEOLOGÍA . COM

1º ESO

3º ESO

4º ESO

2º Bachillerato

Realidad Aumentada

Blog

 

Saltar la navegación

5.5. Los fósiles

Se denominan fósiles a los restos de seres vivos, o de su actividad, conservados en las rocas. Lo más frecuente es que fosilicen las partes duras y menos alterables de animales y plantas, como huesos, conchas, caparazones, dientes, troncos, frutos, etc.

En muchas ocasiones, el organismo ha desaparecido por completo, pero el hueco ha sido rellenado por materia mineral y queda el molde, como sucede frecuentemente con las conchas.
También se consideran fósiles las huellas o impresiones marcadas en las rocas por organismos de cuerpo blando, como gusanos o medusas; las pisadas dejadas al desplazarse; las galerías construidas como vivienda o los coprolitos (excrementos).
No suelen fosilizar animales o vegetales completos, salvo si se da una serie de condiciones especiales, que les permiten quedar incluidos en materiales que les preservan de la putrefacción, como el asfalto o la resina, o haber padecido una muerte por congelación.
Se han encontrado insectos y arácnidos incluidos en ámbar, rinocerontes en asfalto, mamuts congelados en el suelo siberiano o troncos de árboles enterrados bajo una capa de cenizas volcánicas. En estos casos se puede estudiar la anatomía completa del organismo, ya que ha sufrido pocos cambios.

Actividad interactiva: Tipos de fósiles.

La fosilización

En el proceso de fosilización, lo normal es que se produzca una mineralización de los restos orgánicos en la que se intercambien, molécula a molécula, sus componentes orgánicos o inorgánicos por otros minerales, normalmente de sílice, carbonatos, hierro, etc. Este proceso dura millones de años.
Los restos de seres vivos que se encuentran a la intemperie se descomponen rápidamente por la acción combinada de los agentes geológicos externos y de los hongos y bacterias, pero pueden fosilizar si quedan cubiertos por un material que los aísla del contacto con la atmósfera.

El tiempo geológico. (s. f.). Recuperado 22 de abril de 2016, a partir de http://recursostic.educacion.es/secundaria/edad/4esobiologia/4quincena1/4quincena1_contenidos_3a.htm
Actividad interactiva: La formación de un fósil.
Actividad interactiva: Crucigrama.

Importancia de los fósiles

La paleontología es la parte de la Geología que estudia los fósiles. Los fósiles constituyen una fuente de información muy valiosa. Su estudio permite conocer cómo fue la vida en el pasado.
Los fósiles son los únicos documentos acerca de los organismos que poblaron la tierra en el pasado. Un análisis de los fósiles permite conocer la forma, el tamaño o la anatomía del organismo, así como su modo de vida, su alimentación o su distribución geográfica, o en qué ambiente se formó la roca que lo contiene.
Cada organismo ocupa un hábitat determinado, que puede ser marino o continental, de clima cálido o frío, húmedo o seco.
El sedimento que enterró al organismo se transformó en la roca que hoy contiene el fósil, de manera que el ambiente en que vivió suele ser el mismo en el que se formó la roca. Esto nos permite saber si una zona que hoy es continental lo fue o no en el pasado y el clima que había. Cuándo se formó la roca que lo contiene.
Los seres vivos han ido evolucionando a lo largo de la historia de la Tierra. Por esta razón, los organismos de cualquier época no coinciden con los de un periodo anterior o posterior. Así, si conocemos el período durante el que vivió un organismo podremos conocer la edad de la roca.

Proyecto Biosfera. (s. f.). Recuperado 22 de abril de 2016, a partir de http://recursos.cnice.mec.es/biosfera/alumno/4ESO/tierra_cambia/contenidos4.htm

Pero no todos los fósiles se pueden utilizar para datar las rocas. Los fósiles más valiosos son los que corresponden a especies que vivieron durante un corto período de tiempo de la historia de la Tierra, pero que lograron una gran dispersión geográfica. A estos fósiles se les denomina fósiles-guía.

  • Nummulites: eran grandes foraminíferos (un tipo de protozoos), con una concha formada por un disco plano. Vivieron en los mares cálidos del hemisferio norte durante el Mioceno, en el Terciario.
  • Ammonites: fueron moluscos cefalópodos, como los pulpos y los calamares, con conchas externas enrolladas y de simetría bilateral. Vivieron en los mares mesozoicos.
  • Trilobites: un grupo de artrópodos marinos que vivió durante toda la era primaria o Paleozoico (unos 300 millones de años). Son el grupo fósil más diverso y en él se incluyen alrededor de 5 000 especies conocidas.

Fósiles guía
12.jpg (Imagen JPEG, 250 × 619 píxeles) - Escalado (0 %). (s. f.). Recuperado a partir de http://e-ducativa.catedu.es/44700165/aula/archivos/repositorio//500/566/html/Unidad01/imagenes/12.jpg

Yacimientos de fósiles en Aragón

Aragón posee uno de los conjuntos paleontológicos más importantes de todo el mundo, con una gran variedad de yacimientos y un registro fósil que abarca desde hace más de 600 millones de años hasta la actualidad. Algunos de los yacimientos más estudiados por los geólogos son:
  • Yacimiento de Murero (Zaragoza). Contienen gran cantidad de fósiles cuyo estudio ha permitido profundizar en el conocimiento del Paleozoico. Abundan especialmente los trilobites, con algunas especies únicas. Los trilobites son artrópodos que vivieron en el mar de aguas cálidas y poco profundas que cubría la zona.
  • Yacimiento de Ricla (Zaragoza). Contiene abundantes fósiles del Mesozoico. Predominan los invertebrados, principalmente moluscos, como ammonites, pero también se han encontrado huesos de reptiles marinos. Hacia mediados de la era, durante el Jurásico, también existía en la zona un ambiente marino, con aguas cálidas y tranquilas.
  • Yacimiento de Arén (Huesca). Contiene huellas y restos óseos de dinosaurios que vivieron, al final del Mesozoico, justo antes de la extinción masiva que se produjo hace 65 millones de años. También se han encontrado restos de otros reptiles de la misma época, ya que esta zona era una marisma de clima tropical, y junto a los dinosaurios convivían todo tipo de fauna tropical, como tortugas, cocodrilos y una gran diversidad de mamíferos.
  • Yacimientos de dinosaurios de Teruel. Corresponden al Mesozoico. Los dinosaurios más característicos, son los de gran tamaño y patas como columnas que han dejado impresiones de su paso en varios lugares. Eran cuadrúpedos y habitaban las regiones pantanosas alimentándose de vegetales. A este grupo pertenecen los grandes huesos recogidos en varias zonas. Pero también se han encontrado fósiles de dinosaurios bípedos, de tamaño relativamente pequeño y alimentación carnívora. Ente las localidades que destacan por sus fósiles de dinosaurios se encuentran: Ariño, Castellote, Galve, Peñarroya de Tastavins, Riodeva, y varias más.

Ruta paleontólica de Aragón

25.jpg (Imagen JPEG, 137 × 200 píxeles) - Escalado (0 %). (s. f.). Recuperado a partir de http://e-ducativa.catedu.es/44700165/aula/archivos/repositorio//500/566/html/Unidad01/imagenes/25.jpg

 Fósiles característicos de las eras del Fanerozoico

Paleozoico Sigillaria, Lepidodendron y Calamites. Pteridofitas de porte arbóreo.
Pecopteris Helechos gigantes.
Braquiópodos Animales marinos con concha bivalva que se unen al suelo mediante pedúnculos.
Trilobites Artrópodo marino.
Cruzianas Pista que dejaban los trilobites al desplazarse sobre el fondo marino.
Graptolites Animales diminutos que vivían en el interior de conchas tubulares.
Mesozoico Ammonites Cefalópodo marino con concha externa.
Belemnites Cefalópodo marino con concha interna.
Micraster Equinoideo con forma de corazón.
Dinosaurios Reptiles
Cenozoico Nummulites Foraminíferos.
Turritella Gasterópodo marino.
Odontaspis Tiburón, se reconoce por el tipo de diente.

Los fósiles característicos, o fósiles guía, son fósiles de seres que vivieron durante un breve periodo de tiempo, pero colonizaron grandes zonas de La Tierra.

 

Currículos de Biología y Geología

Aviso legal

Descargas

Contacto

Sorpresas en exámenes

Índice global

 

 

 

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.