BIOLOGÍA - GEOLOGÍA . COM

1º ESO

3º ESO

4º ESO

Biología 2º Bach.

Adaptaciones curriculares

Foros

 

Saltar la navegación

9.2.2.5. Cordilleras Béticas

Cordilleras Béticas

Las Cordilleras Béticas (entre las que se incluyen las islas Baleares) es la cadena alpina más occidental del orógeno alpino mediterráneo. Se encuentran entre la Meseta (al norte) y la depresión del Guadalquivir.

Las Cordilleras Béticas están situadas entre dos zonas variscas: el Macizo Ibérico (al norte) y el Atlas (al sur).

Las primeras deformaciones tectónicas se produjeron en el Cretácico, pero fue en el Mioceno Superior, por la convergencia entre la placa africana y europea, cuando se levantaron los relieves.

Los materiales que aparecen en la cordillera son de tres tipos:

  • Basamento o zócalo, con materiales paleozoicos y precámbricos.
  • Cobertera formada por materiales mesozoicos.
  • Materiales posteriores a la Orogenia Alpina (del Mioceno a la actualidad).

Tectónicamente, la cordillera Bética se divide en tres partes:

Zonas Externas

La cobertera mesozoica se despegó del basamento paleozoico formándose mantos de corrimiento.

En las Zonas Externas se distinguen dos grandes dominios geológicos en los que no hay materiales paleozoicos, y los materiales mesozoicos presentan sedimentos de origen más profundo en el sur:

Zona Prebética

Es la zona situada más al norte. Las islas Baleares se incluyen dentro de esta zona. Está formada con sedimentos marinos someros y continentales, depositados cerca del Macizo Ibérico. Presenta pliegues que vergen hacia el norte.

Zona Subbética

Está zona está más alejada del continente, y los sedimentos son de facies pelágica y profunda.

Presenta su máximo desarrollo en el oeste, entre Cádiz y Gibraltar. Por el este, está cubierta por los mantos de las Zonas Internas.

Zonas Internas

Las Zonas Internas son las Béticas en sentido estricto. Se caracterizan por mantos corrimientos con materiales del zócalo y de la cobertera que se superponen y apilan. Los afloramientos paleozoicos son amplios, mientras que los mesozoicos son pequeños.

El metamorfismo presenta grados altos que transforma rocas volcánicas y sedimentarias en gneises, anfibolitas y micaesquistos. 

En las Zonas Internas se distinguen varios complejos superpuestos:

  • Complejo Nevado-Filábride. Con basamento paleozoico y cobertera del Mesozoico al Paleógeno. Es el más metamorfizado y deformado de todos. Forma Sierra Nevada y la Sierra de los Filabres.
  • Complejo Alpujárride. Con basamento paleozoico y cobertera del Mesozoico al Paleógeno. Aparece en La Alpujarra y en la Sierra de Ronda.
  • Complejo Maláguide. Con basamento paleozoico y cobertera del Mesozoico al Paleógeno. Aparece en la Sierra de Ronda. Es el menos metamorfizado.
  • Complejo frontal de las Zonas Internas. Formados por rocas mesozoicas y terciarias.

Los movimientos tectónicos de finales del Mioceno elevaron Sierra Nevada, creando un gran antiforme que aportó sedimentos a las cuencas postorogénicas.

Puedes ponerte en contacto con otros usuarios de biologia-geologia.com a través de los foros para intercambiar dudas, sugerencias, comentarios, etc.

 

Currículos de Biología y Geología

Blog

Descargas

Contacto

Sorpresas en exámenes

Índice global

Aviso legal

Síguenos si te ha sido útil biologia-geologia.com.
 

Materiales didácticos de Biología y Geología para el alumnado de Enseñanza Secundaria Obligatoria (ESO) y Bachillerato.